//Historia de la industria
Historia de la industria 2017-05-25T08:57:52+00:00

HISTORIA DE LA INDUSTRIA DEL CEMENTO EN ESPAÑA

Una industria más que centenaria al servicio de la sociedad

1898
Se inauguró la primera fábrica de cemento artificial en Tudela Veguín (Asturias) que contaba con una capacidad de producción de 15.000 toneladas anuales.

1931
En 1929 se alcanzó un máximo de producción de 1,55 millones de toneladas por lo que los cementeros decidieron crear en 1931 la Unión de Fabricantes de Cemento de España.

1929-1939
La consecuencia de la Crisis del 29 fue la caída de la producción industrial que no se recuperó hasta 1935, si bien esta mejoría se vio truncada por el estallido de la Guerra Civil en 1936.

1949
La labor investigadora que se desarrolló en estos años tuvo como referente la creación del Instituto Técnico de la Construcción y del Cemento (Instituto Eduardo Torroja).

1950-1959
Durante los años 50 se produjo un rápido crecimiento industrial y un importante trasvase de mano de obra del campo a la ciudad, lo que favoreció un conjunto de mejoras, a saber:

  • El transporte de cemento por carretera sustituyó al ferrocarril.
  • Las fábricas ya estaban distribuidas por todo el territorio, a excepción de las zonas donde no existía materia prima.
  • Los sacos de papel reemplazaron a los de fibra.

1959-1970
En la década de los sesenta, se produjo un importante crecimiento económico, que supuso un nuevo boom para el cemento, ya que tanto la producción como el consumo se multiplicaron por cuatro.

1973-1980
El impulso de la industria repercutió favorablemente en la evolución de la tecnología en las fábricas. Así, se modernizaron algunas de las instalaciones, aumentándose la capacidad de producción hasta 33,4 millones de toneladas.

1983
Debido a la crisis energética de los ochenta la industria cementera volvió a utilizar el carbón como combustible, alcanzando un máximo de exportaciones en 1983, superando los 13 millones de toneladas.

1985-1990
A partir de 1985 se inició una nueva etapa de crecimiento, con incrementos continuos del consumo aparente en torno a un 12% anual, hasta situarse en 1990 en 28,6 millones de toneladas. Las inversiones perseguían fundamentalmente aumentar la capacidad de producción, la calidad y la productividad, así como la mejora del impacto medioambiental.

1991-2000
Con motivo de la Expo de Sevilla y los JJ.OO. de Barcelona en 1992 se logro un máximo histórico de consumo que no fue superado hasta entrado el año 1998.

Los hechos más significativos de esta década se pueden sintetizar en:

  • La recuperación del sector con importantes tasas de crecimiento.
  • La modernización progresiva de la industria; la adaptación de costes de estructura a la situación del mercado, con incrementos notables de productividad.
  • La internacionalización de la industria por la apertura de fronteras a los productos y los capitales.

2000-2007
El sector cementero español se caracterizó por tener un mercado muy dinámico y con un notable crecimiento de la demanda. Cuya consecuencia fue pasar de los 25 millones de toneladas en 1996 a los 56 millones de toneladas en 2007, siendo España líder en Europa y ocupando el quinto lugar del mundo, logrando un máximo histórico aún por superar.

Actualidad

  • Desde 2007, año pico en el consumo de cemento en nuestro país y punto de inicio de la actual crisis, -la más abrupta y persistente vivida por el sector cementero en España en toda su historia-, el consumo de cemento ha caído un 80%. Por lo que nuestra industria ha tenido que volver la vista hacia otros mercados y convertir a España en el primer exportador de cemento de la Unión Europea.
  • Desde 2012, el consumo de cemento se mantiene estancado en valores absolutos similares a los que tenía nuestro país en los años 60 y que suponen además, menos de la mitad con respecto a la media de los últimos 50 años.